Cuando Juan Ramón Jiménez era más importante que el Caudillo

Ramón Santos / 280517

Llega hasta mi poder un ejemplar del legendario periódico ESPAÑA con fecha del 14 de abril de 1961. Diez años antes de que fuese eliminado del panorama por la política, la burocracia y la economía del momento. Este rotativo que nació en Tánger con la idea de acercar a las dos comunidades separadas por el estrecho, la española de la península y la que residía en el norte de África, terminaría siendo según el periodista  Domingo del Rio “La primera corriente de aire fresco de la prensa española”.

Durante mucho tiempo la ciudad de Tánger fue refugio para republicanos y periodistas que buscaban ese lugar donde poder expresarse con libertad sin censuras ni ataduras. Que el diario ESPAÑA fuese un referente de libertad de expresión tenía mucho que ver con que la ciudad donde nació fuese una ciudad internacional regida entre otras potencias por España. Eran tiempos en los que existía el “carnet de prensa”, un documento inventado por Franco para controlar a los periodistas. Podías tener el titulo de periodista pero sin el carnet no podías ejercer.

Sin embargo en la redacción convivían periodistas afines al franquismo con los de ideas republicanas y los que se mostraban indiferentes ante uno u otro sector político. Todos trabajaban sin mayor problema que el de editar el siguiente número con los contenidos habituales. El periódico ESPAÑA lo consumían igualmente judíos que musulmanes o cristianos. En la edición del ejemplar que tengo reza una tirada de 39.000 ejemplares pero llegó a tener hasta tiradas de 50.000. El periodista Fernando Santiago publicó en su blog de Diario de Cádiz con fecha 10 de febrero de 2016 un artículo donde hace referencia a este rotativo con el que hace homenaje a los profesionales que lo hicieron posible. Además incluye un video con interesantes testimonios que podréis ver también al final de este artículo junto a un enlace al artículo citado.

Cuando el periódico llega a la península a través de Tarifa el número 7.704 del España de aquel 14 de abril del 61 en Cádiz había cuatro cines y un teatro en cuyas carteleras se anunciaban las películas “Viento salvaje” en el cine Gades; “Cara cortada” y “La reina del Tabarín” en el cine Municipal; “Los económicamente débiles” y la compañía de Luisa Ortega y Manolo Caracol en el Teatro Andalucía; “El lazarillo de Tormes” en el cine Imperial y “Los saqueadores” en el Popular Cinema que estaba en la avenida gaditana.

El diario ESPAÑA como reza en su cabecera, era un diario de información mundial su precio era de 1,50 pesetas y en la portada de este ejemplar que nos ocupa se destaca la conquista del espacio exterior por los rusos con el cosmonauta Yuri Gagarin como protagonista. Otros titulares hablan del fallecimiento del  ministro del Interior marroquí Si Bekkai, de la participación de España en la conferencia europea sobre educación, de la reorganización del gobierno portugués, y de una ceremonia castrense en El Escorial presidida por Franco. En un recuadro resaltado arriba en cabecera el número habla del general francés De Gaulle y la guerra argelina: “Francia ofrece la paz y la fraternidad” dijo el presidente de la república francesa.

En páginas interiores encontramos de todo un poco, incluso un apartado para el mundo taurino con Victoriano de la Serna como destacado y “fino torero”, en materia de deportes entre otras noticias destaca la relativa al ciclismo “Trece países están ya inscritos para la Vuelta a Francia del Porvenir” una competición dirigida a corredores amateurs e independientes. La sección de sucesos no falta y en contraportada se puede leer el titular entrecomillado: “O vienes conmigo o te mato”. Un trágico suceso en el que resultaría muerto el asaltante a una mujer. Como noticia científica se habla de que sismólogos japoneses estudian la posibilidad de predecir terremotos mediante un eficaz sistema y en materia de publicidad llama la atención anuncios curiosos como el que publicita la marca de tabacos Olympic y en la que aparece un jugador de rugby con un cigarrillo en la mano, algo totalmente inconcebible hoy en día. Y noticias curiosas como la de que los caballos llevaran luces de señalización en sus colas. Sin duda el diario ESPAÑA fue un periódico de vanguardia de contenidos variados para su tiempo que salía a la calle con un formato moderno comparable en diseño con la prensa actual.

Enlaces relacionados

Blogs de Diario de Cádiz – Fernando Santiago Muñoz, La leyenda del Diario España:

http://blogs.grupojoly.com/con-la-venia/2016/02/10/la-leyenda-del-diario-espana-fernando-santiago-en-el-heraldo-de-madrid/

Video “Una luz en la oscuridad” con guión de Fernando Santiago:

Anuncios

Vuelve El Caso, a la tele.

¿Cuántas cabeceras habré reservado yo en aquel pequeño habitáculo de la librería y papelería Bozano en La Isla? Estoy remontándome hacia principios de los años 80. Aquellas cabeceras eran indispensables para  la contabilidad de ejemplares vendidos del distribuidor.  Se cortaban usando una regla procurando que quedara visible el nombre del ejemplar y la fecha de publicación. Era una labor cansina, monótona. No solo era llevada a cabo con El Caso sino con el resto de la prensa del día o semanal y adema también con algunas de las revistas del momento. Otras, las más importantes como el Hola se devolvían completas.

Ahora, en la distancia del tiempo, pienso en que debería haber guardado algún ejemplar como hice con otros rotativos. Ya sea por nostalgia o por interés testimonial. En estos días en los que al parecer están en auge las series españolas, han creado una dedicada a este periódico y las vicisitudes por las que debió pasar teniendo en cuenta la época que le tocó.

Hoy la prensa vende más con los casos de corrupción y los rifirrafes políticos. Son los que ocupan las cabeceras principales y de vez en cuando alguna noticia trágica, que devuelve a los lectores aquel morbo con el que se leía El Caso cada semana. Y es que es triste, pero es así, las buenas noticias, no son noticias.

RS 2016

El-Caso-Jun-1981-38_5.jpg
Fuente de la imagen